abril 21, 2007

cuanta violencia..

..el tipo sube al bus, se ubica cerca de la puerta y se une así al grupo de pasajeros que estamos en camino a nuestros hogares, cansados -al menos yo si- y esperando llegar pronto, cuando de repente una señora deja su asiento y se dispone a avisar al chofer que ya se baja.. es aqui que el sujeto en mención se avalanza en pos del asiento como si la vida se le fuera en ello, sin miramientos ni contemplaciones, unos pasajeros le abren paso al sociópata en potencia pero una chica -distraida- no advierte la delirante incursión y es empujada a un lado de una manera muy poco gentil.. la jovencita se agarra como puede y de donde puede para evitar rodar por el suelo con su pesada mochila..

haciendo un paréntesis, no suelo comprarme pleitos ajenos y soy por lo general alguien muy tranquilo, pero en lo que respecta a casos como este no puedo evitar intervenir, machista asolapado, sexista sin remedio pueden pensar (me han calificado asi alguna vez) pero yo me he aprendido en mi crianza muy bien aquello de que "a la mujer ni con el pétalo de una rosa" no considero a las mujeres seres indefensos ni incapacez de defenderse.. valga la aclaración..

..me encuentro en la trayectoria del tipo y le cierro el paso, le hago recuerdar que hay personas con las que comparte el bus y que no puede empujar asi, le hago ver que casi hace caer a una señorita.. comienzan los insultos, las palabrotas y en resumen (y censurado) refiere "que te importa" "acaso es tu bus?" "sal de aqui y no me.. CENSURADO", le replico que en ningun momento le he faltado el respeto.. "andate a la CENSURADO" y pretende desplazarme de donde estoy parado, resisto con la fuerza de mis casi 85kg. y bueno.. le devuelvo sus graciosas frases y buenos deseos tan prodigamente formulados hacia mi persona minutos antes, con algunas otras de mi cosecha particular (no estoy muy orgulloso de aquello, pero uno debe saber defenderse)
y no lo dejo sentarse, otra persona hace uso del asiento y llegamos a mi parada..

..nos mandamos mutuamente a mejores lugares y me dispongo a bajar, junto con un grupo de personas, luego para mi sorpresa el sujeto ha bajado detrás mío, sale a mi encuentro y se dirige a mi renovando sus bellas palabras y buenos deseos.. ¿lo ignoro? ¿dialogamos? estoy sopesando alternativas dandole aun la espalda y se le ocurre proferir un insulto de grueso calibre involucrando a mi señora madre..

A raíz de los trágicos eventos en el Politécnico de Virginia me puse a pensar en la violencia con que vivimos, que sobrellevamos y toleramos.. no tiene sentido, crímenes contra la vida de tal magnitud y la pérdida de vidas inocentes entre las que se encontraba un compatriota.. ¿este tipo de violencia es la respuesta de una mente enajenada? es un debate de proporciones bíblicas con argumentos que hablan de lo natural del comportamiento violento en los humanos, otros que hacen notar el hecho de como en el cima de la evolución (donde nos complacemos de ubicarnos) somos la única especie que atenta contra sí misma, en la naturaleza no hay especie alguna que sea su propio mayor exterminador..

ver el video de este asesino me resultó sobrecogedor, la forma en que culpa a los demás, como se compara con jesucristo.. estaba seriamente trastornado, ahora a empezar a buscar responsables.. igual paso con columbine, la musica, la television violenta, los juegos de video, etc.. yo diría la familia, pero eso es tema para rato..

..lo que me paso y la conciencia de la violencia como cosa diaria hizo que sintiera de modo extrañamente cercano lo que paso en Virginia, estaremos lejos talvez en la magnitud (a Dios gracias no ha pasado aun algo asi aqui) de lo acaecido pero las manifestaciones de violencia estan a nuestro alrededor y somos partícipes, siempre, de algun modo.. ahora el imaginar que en algun punto alguien pudo haber entrado en el salón de clases de mi prima alla en EUA y la hubiera matado sin razon.. sin palabras..

Desde este humilde espacio, nuestras condolencias a las familias de las víctimas y del victimario, y muy en especial a la familia de nuestro compatriota Daniel Perez Cueva.

2 comentarios:

Richard Torchiani dijo...

la violencia es una de las manifestaciones humanas de las que más me sorprendo (con trágico ánimo)

somos la cúspide evolutiva, y en este punto también somos cualitativamente muy superiores con respecto a las demás especies (lamentablemente)

Clauudio, mis felicitaciones por el escrito que invita a la reflexión.

Un abrazo !

jjj dijo...

Y le pegaste? hala..termina la historia :D